La prórroga del subrégimen industrial aporta certeza a mediano y largo plazo

Por Federico Hellemeyer
Presidente de la Asociación de Fábricas Argentinas Terminales de Electrónica (AFARTE)

La prórroga instrumentada por el decreto 727/2021 le aporta a la industria electrónica un marco de certidumbre a mediano y largo plazo. Esta “doble extensión”, primero por 15 años hasta el 2038 y después la alternativa de llevarla hasta 2053, mediante el cumplimiento de determinados requisitos previstos en la norma dotan a la actividad de un horizonte del que carecía hasta ahora.

Hay una novedad incorporada en la norma anunciada por el gobierno nacional el 18 de octubre pasado: la imposición a la actividad promocionada de contribuir con la diversificación de la economía fueguina mediante el aporte al fondo que se crea a tal efecto. De esta forma, la industria promocionada madura contribuye con la generación de nuevas actividades productivas. Adicionalmente, el Fondo para la Ampliación de la Matriz Productiva Fueguina (FAMP) destinará un porcentaje a la inversión en infraestructura, lo que redundará en mejoras para la provincia y sus habitantes.

Mira también  ¿Qué son los sistemas de recompensa del cerebro? *

Desde hace varios años la industria electrónica viene trabajando puertas adentro, revisando sus estructuras de costos, trabajando en lograr una mayor competitividad, aprovechando economías de escala, orientando todos los esfuerzos con una mirada que pone al cliente en el centro de sus objetivos.

El consumidor es un actor muy importante para nosotros, queremos llegar a él con los últimos productos tecnológicos y de la manera más accesible posible, lo que importa un gran esfuerzo por parte de todos el arco productivo de la electrónica.

En definitiva es el consumidor el gran beneficiario, a través de la competitividad en precios, del subrégimen industrial y eso se puede verificar hoy por el escenario de convergencia en el cual nos encontramos a nivel regional, particularmente cuando nos comparamos con países con modelos de producción local, como Brasil.

Mira también  Chikung, ideal para adultos mayores con demencia

La prórroga del subrégimen industrial es fundamental porque reimpulsa al sector a continuar en este camino de productividad y competitividad y a seguir generando empleo en la Provincia de Tierra del Fuego, Antártida e Islas del Atlántico Sur. Hoy, la industria electrónica representa 8.500 puestos de trabajo directos y una gran cantidad de empleos indirectos, en logística, seguridad, limpieza y otras actividades y repercute, a través del derrame en la economía de la provincia, en la actividad comercial de las ciudades de Río Grande y Ushuaia.

Publicado en la edición Diciembre 2021 de 9420 Magazine.-